4.3.09

Donde sí da el sol

Salzburg es una ciudad muy fría en invierno. Se supone que fue construida en la cara norte del Mönchsberg para evitar los vientos que bajan de las montañas, pero creo que fue peor el remedio que la enfermedad. Porque en invierno apenas da el sol en el Altstadt. De hecho, hay rincones que no ven el sol en todo el año. Y así está todo, helado y cubierto de musgo, brrr...

Por eso, lo mejor que se puede hacer un sábado de invierno al mediodía es buscar los rincones al otro lado del Salzach, allí donde el sol sí llega. Como en el Kapuzinerberg.



Bajando del monasterio capuchino hacia Steingasse, por estrechas escaleras, bajo arcos y sobre tejados de zinc con terrazas improvisadas...




... para comprobar que en Salzburg también hay grafiteros.


4 comentarios:

Marona dijo...

¡Bonitas fotos! :) Nosotros aprovechamos más el domingo que el sábado, y cuando sale el solete tiramos más hacia "the sunny side"-Nonntal pero el paseo por el Kapuzinerberg es uno de mis favoritos, el primero que hice en Salzburgo.
Por cierto, ayer me di cuenta que el sol ya entra otra vez por mi ventana ¡¡¡VIVAAAA!!! ;) Un abrazo bien gordo.

con Ka dijo...

Sí, parece que el sol ya se anima a subir un poco más :D
El próximo paseo será por el sunny side de Nonntal, a ver qué se cuentan los flamencos!

pal dijo...

Juajajaja! lo de "cenizero" es muy bueno...

kiko dijo...

¿Has estado en la Augustiner Brau?